Más animales salen a las calles en plena Cuarentena

Noticias internacionales apuntan a que la tierra se acomoda y respira con este cese de actividades humanas, aunque sea de manera parcial.

Los monos en Tailandia, que al dejar de obtener comida de los turistas tuvieron que ir hasta la ciudad buscando alimento, o el agua en la ciudad de Venecia que se vuelve transparente y vuelve a albergar vida, son algunos de los primeros ejemplos que llegaron a través de redes sociales.

Días atrás un puma bajó de las montañas a la ciudad de Santiago en Chile, curioso por el silencio, y mantuvo en alerta a las autoridades todo el día hasta que por fin pudieron capturarlo en la madrugada.

Hoy, en Gales, Reino Unido, una manada de cabras de cachemira se dieron un festín con los jardines y pastos frontales de las casas de esa ciudad, aprovechando la cuarentena absoluta.

Y como en Paraguay no quisieron quedarse atrás, los animales salieron a retomar actividades normales bajo el lema “el paraguayo no domina el mundo porque no quiere nomás”, y siempre más vivos que el resto, decidieron viajar al interior ANTES de que los controles se hicieran más severos, a pesar de que estaba prohibido en esta Semana Santa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *